Consejos para entender a los hijos

20 consejos para entender a nuestro hijo

Desde el primer día es básico que entendamos las necesidades y situaciones por las que nuestro hijo esta pasando y entender igualmente las emociones que tiene.

Esas situaciones van desde los dolores de los cólicos o los dientes hasta los problemas con sus amigos durante la adolescencia. Sin duda es complicado a veces pero importante para nuestro hijo y nuestra relación con el.

La personalidad de nuestros hijos es única y permanece durante toda su vida por lo que merece que la conozcamos para saber como actuar en determinados momentos de la vida de nuestro hijo.

Debemos de adaptarnos a la personalidad de nuestro hijo y ayudarle a cambiar aquello que no le guste y le haga infeliz.

Es normal que en algunos momentos nuestras opiniones o comportamientos difieran de los de nuestro hijo y eso pueda crear problemas entre nosotros o tensiones pero es importante hablarlo cuanto antes y solucionarlo, alargar las situaciones nunca es positivo. Hablar estas situaciones con nuestro hijo nos ayuda a aumentar la confianza entre los dos y fortalecer nuestro vinculo

La paciencia es una herramienta clave a la hora de entender las necesidades de nuestro hijo.

A continuación vamos a darle 20 consejos muy útiles para comprender mejor a su hijo:

  1. Diferenciar entre ser su padre/madre y ser su amigo: Tenemos que ser sus progenitores en ningún caso podemos pretender ser su amigo ya que son papeles totalmente diferentes, o a caso su mejor amigo le debe de poner normas? Sería raro, ¿verdad? El que queramos que nuestro hijo tenga confianza con nosotros es normal y por supuesto lo deseable pero no confundamos eso con ejercer el papel de amigo.
  2. El respeto: Que nuestro hijo se sienta respetado por nosotros es clave para que se abra a nosotros y pueda contarnos lo que siente o lo que le preocupa.
  3. Observar sus actividades: Ver a que dedica el tiempo que tiene libre, si juega, dibuja, lee, etc. nos ayudara a conocerle, sabes si se adapta a los cambios con facilidad o si por el contrario le cuesta.
  4. Pídale a su hijo opinión: Aunque no vaya a ser definitiva en la decisión final, pídale a su hijo su opinión sobre algún tema como por ejemplo donde quiere comer o donde quiere ir de vacaciones. Sin duda le hará sentir bien.
  5. Dedíquele tiempo de calidad : Hoy en día lo normal es que los dos padres trabajen y por lo tanto no puedan dedicar tanto tiempo a su hijo como les gustaría pero no nos olvidemos que la calidad es mucho mas importante, hay padres que están muchas horas al lado de su hijo pero que no son capaces por ejemplo de comunicarse con ellos o pasar un rato agradable.
  6. Enséñele lo que es el responsabilidad: Desde pequeños es muy importante que le hagamos ver lo importante que es que sea responsable, primero con sus juguetes, después en su vida a diaria poco a poco le iremos introduciendo elementos de los que le hagamos responsables. Premiémosle cuando lo hace bien, siempre es positivo utilizar premios no materiales.
  7. No falten nunca a sus promesas : En ocasiones prometemos cosas a nuestros hijos que sabemos de antemano que no podremos o querremos cumplir pero que nos ayuda a tenerle entretenido, pues bien , cada promesa incumplida es una decepción de nuestro hijo, bajaremos un peldaño en la escala de su confianza. Siempre haga promesas que pueda cumplir, que sepa siempre que podrá cumplir. Si usted lo hace el también.
  8. Escuche a su hijo : Sus inquietudes, miedos, alegrías, etc. merecen ser contadas y por supuesto que nosotros les escuchemos y le hagamos ver lo importante que es para nosotros que nos cuente sus cosas. Intente no ser critico, ayúdele apóyele….
  9. Infúndale confianza : Que el niño sea consciente de que puede confiar en nosotros.
  10. Pregúntele a su hijo sobre la cosas que le interesan : Los niños cambian mucho de aficiones e intereses, esté informado de esos cambios y apóyele para que pruebe diferentes actividades. Esto estrechará la unión con su hijo.
  11. Enséñele habilidades sociales : Habilidades como la empatía o la asertividad son básicas para que nuestro hijo pueda desenvolverse en su día a día sin problemas y que la gente que se encuentra a su alrededor se encuentre a gusto con el y el este a gusto con los demás.
  12. Déle independencia, déjele que vaya descubriendo su mundo poco a poco y que no se sienta agobiado, es muy importante que de cara a su futuro sepa desenvolverse y hacer cosas por si mismo.
  13. Déjele que sea un niño, no es necesario que le haga crecer rápido, que aprenda poco a poco a ser mayor. Cada etapa, cada edad , tiene sus cosas y su hijo debe de vivirlas.
  14. Entienda sus miedos: En ningún caso se ría, por muy ridículos que sean para usted, el es un niño y tiene derecho a tener miedo y sobretodo que se le entienda y se le ayude a superarlos.
  15. Explíquele sus razones : Es muy posible que en muchas ocasiones su hijo no este de acuerdo o no entienda determinadas decisiones que tome usted. Explíquele por que tomo esa decisión, las razones que le impulsaron a hacerlo seguro que en ocasiones le convencerá y sino se sentirá más tranquilo y respetado.
  16. Sea flexible : Si en algún caso usted cree que ha sido injusto con su hijo, no tenga miedo a reconocerlo y a cambiar de opinión, nunca mantenga un castigo o una norma con su hijo si cree que es injusta.
  17. Hable con su hijo aunque crea que no le escucha, seguro que algo le queda, seguro que en algún momento le escucha aunque a usted le parezca que no.
  18. Ayúdele a aumentar su autoestima : Algo muy típico es que los padres solo le digamos a nuestros hijos lo malo, las cosas que hace mal o que no nos gustan pero eso no debe de ser así. Haga hincapié también en sus cosas buenas, cuando haga algo que nos guste dígaselo, prémiele con unas palabras de cariño que seguro que le hacen sentir bien.
  19. Encuentre sus puntos de encuentro, sus intereses comunes y realícelos junto a el. Sin duda sus lazos serán cada vez mas fuertes.
  20. Favorezca su paz interior : Que un niño pueda crecer en un ambiente tranquilo, de seguridad y cariño es básico para que su hijo se desarrolle tanto física como psicológicamente de manera optima.
la fibromialgia

¿Qué es la fibromialgia?

La fibromialgia es una enfermedad relativamente nueva para el publico en general pero que es sufrida por una gran cantidad de personas.

Es una enfermedad cuya causa es desconocida y cuyos síntoma principal es un dolor crónico generalizado en músculos, articulaciones, tendones y órganos viscerales.

La intensidad del dolor varia a lo largo del tiempo sin llegar a desaparecer de manera completa.

Por la mañana el dolor suele se mayor, así como en épocas de cambio de tiempo y también en momentos de mayor estrés o de cambios importantes en la vida de la persona.

Cuando la persona se ve obligada a estar durante un determinado periodo de tiempo sentado, sus músculos se vuelven rígidos y comienzan a doler cada vez más.

Otros síntomas son la fatiga, la ansiedad, problemas del sueño o colon irritable.

Debido a la gran cantidad de síntomas podemos decir que es una enfermedad enormemente heterogénea y que por ello es necesario que su diagnostico y tratamiento sea llevado a cabo por expertos en la materia y de manera individualizada.

En cuanto al diagnostico debemos de decir que en la actualidad no hay ningún análisis que confirme la existencia de la enfermedad, el diagnostico es tan solo y exclusivamente clínico.

Las pruebas que puedan realizarse tiene lugar para descartar otras posibles patologías.

Debido a este hecho, a que no existe una prueba concreta para si diagnostico, las personas que tienen fibromialgia han sido muy injustamente tratadas y en ocasiones se ha pensando que se trataba de personas que exageraban sus síntomas, pero no hay nada mas lejos que la realidad. Esto les ha provocado un gran sentimiento de soledad y tristeza.

Aunque el especialista adecuado para diagnosticar y tratar la fibromialgia es el reumatologo, debido a la diversidad de síntomas, no se descarta la aparición de otros especialistas durante el tratamiento.

Un especialista que sin duda debe de estar tratando al enfermo es el psicólogo, ya que como vemos es muy habitual la ansiedad, los trastornos del sueño e incluso la depresión en las personas que sufren fibromialgia.

En este caso nuestro papel es el intervenir sobre la ansiedad, depresión u otros trastornos psicológicos que sufra la persona.

Sin duda nadie estamos preparados para sufrir, para sentir dolor, pero estas personas que sufren fibromialgia no solo sufren estos dolores de manera continua, aunque hemos dicho que su intensidad varia, sino que ademas deben de asumir que eso va a ser así siempre puesto que es una enfermedad crónica.

Si es tu caso o el de algún familiar o amigo es muy importante que le brindes tu apoyo y le animes a mitigar en lo posible ese dolor y otros síntomas o problemas provocados por la enfermedad.